3.000 personas recorren Bilbao para protestar contra la apertura en festivos

Alrededor de 3.000 personas, según cálculos de la Policía Municipal, recorrieron ayer las calles de Bilbao para protestar contra la apertura del comercio en festivos. La manifestación, convocada por los sindicatos ELA, LAB, UGT y CC OO y secundada por varias agrupaciones de comerciantes y trabajadores y por la OCUV(Organización vasca de Consumidores), insufla nuevos bríos a un conflicto laboral que alcanzó su punto álgido cuando algunos establecimientos de la villa levantaron la persiana los pasados 18 de diciembre y 8 de enero, ambos domingos. Les amparaba el Decreto de ley del Gobierno vasco que permite abrir ocho festivos al año a los locales de más de 150 metros cuadrados.
El pacto firmado por PP, PNV y PSE en el pleno municipal del pasado 23 de febrero -en el que se establecieron siete días festivos «de interés comercial» para 2012 con la intención de «arropar a los comercios que decidan aprovechar el permiso de apertura» -fue uno de los puntos en los que se centró la protesta en esta ocasión. «La decisión del Consistorio supone un paso atrás en un conflicto que nos perjudica a todos», aseguró Marije Fernández, responsable de comercio de ELA que encabezó la manifestación .
'Si el comercio es vida, que no lo destruyan' y 'Apertura en domingos y festivos aquí cero', rezaban las pancartas tras las que los manifestantes iniciaron su marcha en la plaza Moyua. La comitiva, compuesta en su mayor parte por trabajadoras del sector y sus familiares, salvó la distancia entre el punto de salida y el teatro Arriaga al grito de consignas como 'Ni cuatro, ni ocho, aquí cero', o 'Los domingos para el ocio, no para el negocio'.
Con la única excepción de su paso frente a la tienda 'For' de Gran Vía -donde los manifestantes rompieron a silbar y arrojar pasquines mientras repetían con insistencia «Fuera, fuera»- , la protesta se caracterizó por discurrir con más tranquilidad que en las dos movilizaciones anteriores, cuando se produjeron agresiones verbales tanto a los comerciantes que abrieron sus tiendas como a los clientes que acudieron a comprar. Una serie de insultos y consignas descalificatorias dirigidas al alcalde de la villa, Iñaki Azkuna, también empañaron la serenidad general de la protesta en varios momentos.
«Imposibilidad de conciliar»
Miembros de la comitiva coincidían en señalar «la imposibilidad de conciliar la vida laboral con la familiar» como el principal inconveniente de la apertura en festivos, seguida del «miedo a que este sistema traiga consigo la prevaricación de nuestras condiciones como trabajadores». «Abrir los domingos echa por tierra el derecho a un día de descanso en este sector, algo que ya conseguimos hace muchos años», opinaba Arantxa Jiménez, trabajadora en un comercio de alimentación. Elixabet y Alicia, dependientas del 'outlet' de Cortefiel, resaltaban «lo complicados que son ya de por sí los horarios de tienda, como para que encima nos quiten el único día de fiesta que tenemos para estar con los nuestros».
Otras asistentes como Begoña y Arantxa, ajenas al mundo del comercio, se unieron a la convocatoria «para solidarizarnos con los afectados, y sobre todo, con las mujeres, que son las más afectadas por esta ley». «No es necesario comprar siete días a la semana. Si la gente no consume no es por falta de tiempo, sino de dinero», argumentaron. Esther y Alex, que seguían a la multitud junto a su hijo Ibai, consideraban que «no cerrar los domingos va a matar al pequeño comercio tradicional, el mejor que tenemos en el País Vasco y el que más está sufriendo con la crisis».
La marcha culminó a la una del mediodía frente al teatro Arriaga, donde trabajadores, sindicatos y agrupaciones trasladaron sus reivindicaciones. «Las grandes superficies son las únicas que van a salir beneficiadas de la apertura», aseguró Bittor Lizarribar, portavoz del colectivo de comerciantes Euskaldendak. Desde la OCUV( Asociación de Consumidores de Euskadi), Koldo Navascués apeló a la «falta de necesidad para abrir en domingos». «La última encuesta que hemos realizado demuestra que el 94% de los ciudadanos están satisfechos con los horarios que tenemos». Al término del acto, los convocantes se congratularon ante la «excelente respuesta social» a la manifestación». «Las instituciones deberían tomar nota de lo que se ha visto hoy en Bilbao», aseguró Marije Fernández, portavoz de ELA.
La asociación comercial Bilbao Centro reflejó un punto de vista «dividido» acerca del conflicto. «No nos oponemos en absoluto a la apertura, pero sí nos gustaría que hubiese habido consenso a la hora de decidir», matizó Félix Usunaga, su presidente, en referencia al pacto municipal alcanzado hace unas semanas. El otro gran colectivo comercial de la ciudad, Bilbao Dendak, declinó hacer declaraciones. Con anterioridad, la organización ya había manifestado sus dificultades para «adoptar una postura unánime» sobre este asunto.

LAS REACCIONES

MARIJE FERNÁNDEZRESPONSABLE COMERCIO ELA
«Las instituciones deberían tomar nota de lo que se ha visto hoy en Bilbao»
ARANTXA JIMÉNEZTRABAJADORA DEL SECTOR
«Abrir en festivos echa por tierra nuestro derecho a tener un día de descanso familiar»
KOLDO NAVASCUÉS OCUV
«El 94% de nuestros encuestados en 2010 está satisfecho con los horarios comerciales»
FÉLIX USUNAGAPRESIDENTE BILBAO CENTRO
«No nos oponemos a la apertura, pero sí nos gustaría que hubiese consenso en el conflicto»
DIARIO VASCO

AGENDA

Al As Az Og Or Lr Ig
1
2
3
4
5
6
7
8
9
10
11
12
13
14
15
16
17
18
19
20
21
22
23
24
25
26
27
28
29
30
31

DENDAGO

Euskal Herriko merkatarien online denda

EUSKALDENDAK

Euskadendak Euskadiko Merkatari, ostalari eta zerbitzu enpresen elkarteen Konfederazioa

HARPIDETZA

Dendartean Berriak

Jaso berri bakoitzeko albiste jakinarazpena.

Administrazioa

  • Andre Mari kalea 21
    20240 Ordizia, Gipuzkoa
  • 671 690 980
  • dendartean@dendartean.eus

MERKATARITZA BULEGO TEKNIKOA

  • Enparan Kalea 1
    20730 Azpeitia, Gipuzkoa
  • 943 025 673 | 688 823 944
  • otcdendartean@dendartean.eus